VIAS RESPIRATORIAS

PROTECCIÓN DE LAS VÍAS RESPIRATORIAS

El cuerpo humano puede recibir daños sea por una insuficiencia de oxígeno en el aire de respirar, que por la presencia en el mismo de sustancias peligrosas.

Una insuficiencia de oxígeno puede causar un daño irreversible a las células cerebrales y también la muerte. Si el cuerpo absorbe sustancias peligrosas, según el modo específico en que las sustancias actúan (acción física química o combinada) pueden contraerse enfermedades pulmonares, intoxicaciones agudas o crónicas, lesiones por radiaciones, tipos diferentes de tumores u otros tipos de daños (por ejemplo alergias). La entidad del daño generalmente depende de la concentración y de la duración del efecto de la sustancia peligrosa a la salud, de la vía por la que esta actúa con el cuerpo ( por ejemplo deposición en los pulmones, absorción en la sangre) del cansancio debido al trabajo desarrollado, de la frecuencia y del volumen de respiración además de la especifica condición física de la persona.

Para remediar a estos problemas se puede recurrir al empleo de aparatos de protección de las vías respiratorias (APVR). Antes de tomar en consideración el empleo de un APVR, tiene que ser actuado razonablemente por cuanto factible "en relación a los conocimientos adquiridos con base en el progreso técnico", la contención de los contaminantes en suspensión en el aire con el recurso de métodos ingenieristicos en uso (por ejemplo sistemas de confinación, sistemas de aspiración).Si tal objetivo no puede ser alcanzado o si, a través de medidas técnicas u organizativas, ello puede ser alcanzado solamente de modo insuficiente, es oportuno hacer disponibles, para cada individual objetivo específico, idóneos APVR y asegurarse de ello de modo adecuado su empleo, el almacenamiento y la manutención. Es importante elegir el tipo correcto de APVR entre los muchos disponibles y conformes a los requisitos de las específicas normas. El empleo de un tipo incorrecto puede ser peligroso. Es además importante que todas las personas, por los que se hace necesario el recurso a un APVR, sean adiestradas adecuadamente, instruidas a su empleo y eventualmente sometidas a examen médico. El funcionamiento de un APVR consiste o en filtrar la atmósfera contaminada o en proveer aire respirable de una fuente alternativa. El aire llega al usuario através de una boca, una semimáscara entera, un casco, y una capucha. Las fuentes de riesgo por las calles respiratorias son: la insuficiencia de oxígeno, las temperaturas extremas y la presencia de sustancias contaminantes en el aire ambiente.

Los contaminantes están subdivididos de esta manera:

  1. polvos: partículas finas generadas por la trituración de materiales sólidos
  2. niebla: minúsculas gotas líquidas de base orgánica o base ácuea que se crean de operaciones de rociada
  3. humos: partículas sólidas muy finas, se forman cuando se derrite o vaporiza un metal que se enfría velozmente;
  4. gas: sustancias en fase aeriforme a presión y a temperatura ambiente
  5. vapores: forma gaseosa de sustancias que, a temperatura ambiente, se encuentran en estado líquido o sólido

RESPIRADORES SIN MANTENIMIENTO PARA POLVOS - DEFINICIONES TÉCNICAS

Tipo y Clase
Un símbolo que indica el tipo de aparato y el nivel de protección ofrecidos, por ejemplo FFP2: respirador para polvos con facial filtrante de clase 2 dónde la clase 2 indica el nivel de protección.

Nivel máximo de uso
Cantidad máxima de contaminante en el aire por el que se puede utilizar el respirador; el dato generalmente es expresado como múltiple de la concentración aceptable sobre el lugar de trabajo.

TLV (Threshold Limit Value o Valor Límite de Umbral)
La concentración media ponderada en el tiempo (considerando un día laboral media de 8 horas y una semana laboral de 40 horas) a la que se considera que casi todos los trabajadores puedan estar expuestos continuamente día tras día, sin efectos nocivos por la salud; se mide en miligramos por metro cubico para los polvos y en partes por millón para los gases y los vapores.

LISTA DE NORMAS PARA LAS VÍAS RESPIRATORIAS:

UNI EN 132:2000 Apparecchi di protezione delle vie respiratorie - Definizioni dei termini e dei pittogrammi
UNI EN 134:2000 Aparatos de protección de las vías respiratorias - Nomenclatura de los componentes
UNI EN 136:2000 Aparatos de protección de las vías respiratorias - Máscaras enteras - Requisitos, pruebas, marca
UNI EN 140:2000 Aparatos de protección de las vías respiratorias - Semimáscaras y cuartos de máscara - Requisitos, pruebas, marca
UNI EN 14387:2004 Aparatos de protección de las vías respiratorias - Filtros antigas y combinados - Requisitos, pruebas, marca
UNI EN 143:2002 Aparatos de protección de las vías respiratorias - Filtros antipolvo - Requisitos, pruebas, marca
UNI EN 149:2003 aparatos de protección de las vías respiratorias - Semimáscara filtrante contra las partículas - Requisitos, pruebas, marca

MARCA DE LOS FILTROS

Filtros antipolvo (idóneos para la protección de polvos y fibras, humos y nieblas)
Las normativas europeas UN EN149:2003 (para los filtrantes faciales antipolvo) y UNI EN143:2002 (para los filtros antipolvo de las máscaras de goma) definen tres clases diversas de protección y eficacia filtrante total creciente:
1 ^ Filtros de tipo P1: para protección de aerosoles no tóxicos (polvos) en concentraciones hasta 4 veces el TLV (Valor Límite de Umbral).
2 ^ Filtros de tipo P2: por protección de aerosol a bassa/media toxicidad (partículas) en concentraciones hasta 10 veces el TLV (16 x TLV si montaran sobre lleno facial)
3 ^ Filtros de tipo P3: por protección de aerosol a baja/media/alta toxicidad y aerosoles radiactivos (partícula) en concentraciones de hasta 30 veces TVL (200 x TLV montados sobre un facial pleno).

Filtros antigas (idóneos para la protección de gas y vapores)
La normativa europea UN EN14387:2004 define varias tipologías de filtro:
Tipo A: filtro de color marrón, para la protección de vapores orgánicos con punto de ebullición superior a los 65 °C.
Tipo B: filtro de color gris, para protección de gas y vapores inorgánicos (ejemplo: cloro, ácido cianidrico, ácido sulfhídrico).
Tipo E: filtro de color amarillo, para la protección de gases ácidos (ejemplo: anhídrido sulfuroso, ácido clorhídrico).
Tipo K: filtro de color verde, para la protección de amoníaco.

Para cada tipología de filtro antigás existen tres clases de protección, que se distinguen por la capacidad, es decir la cantidad de contaminante que el filtro está capaz de absorber y por lo tanto la duración y no la eficiencia que es 100%.
Clase 1: filtro con baja capacidad y un límite de empleo igual a 1000 ppm.
Clase 2: filtro con media capacidad y un límite de empleo igual a 5000 ppm.
Clase 3: filtro con alta capacidad y un límite de empleo igual a 10000 ppm.
(ppm=parti por millón o sea las partes de lo contaminante por millones de partos de aire)

IR AL CATALOGO >>>

Contacto

Seba Protezione s.r.l
Via Italia 1/2
44045 Renazzo - (FE) - Italy
Telf: +39 051 6856316
Fax: +39 051 6856301
email: informacion@seba.it

Contacto

Área de descargas

catalogoDescargue aqui nuestro catálogo completo n.21 de marzo 2017 (idioma italiano)

Download

Utilizamos cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra , política de cookies.

Entendido